Barritas energéticas de Cacao-hué

Sin azúcar camuflado, sin gluten y sin porquerías, pero de verdad. No como las barritas energéticas que nos venden envueltas en un papel precioso y atractivo, prometiéndonos un cuerpazo de playa o una rutina de visitas regulares al Sr Roca bajo los slogans “natural”, “light” o “vegan”. Ojo, nada de estas palabras es igual a sano.

Lee siempre las etiquetas…

En muchas ocasiones el azúcar añadido es complicado de detectar al comprar barritas energéticas (por muy sanas que parezcan) y otros alimentos procesados porque al ser un ingrediente bastante poco saludable, los fabricantes tratan de esconderlo con una gran variedad de nombres.

Un buen truco es tener cuidado con los ingredientes que acaban en -osa: dextrosa, fructosa, glucosa, maltosa o sacarosa. Además de estos están la maltodextrina, miel, ágave, melaza, jarabe, sirope, caramelo, azúcar invertido, azúcar de remolacha, concentrado de zumo de frutas, néctar, almíbar… Ah! y todas las harinas blancas y refinadas. Suma y sigue.

Pero mejor hazlas en casa

Yo ya acabé hartita de leer las etiquetas de las barritas de cada tienda de mi ciudad para encontrar la mejor y desde hace (mucho) tiempo si me apetece comer este tipo de bocados energéticos los hago en casa porque es fácil, rápido, barato y están (con diferencia) mucho más buenos (y súper plus para mi: me evito un montón de envases innecesarios).

Aquí te traigo una versión PRO de barritas que para los amantes del chocolate puro van a ser un auténtico placer.

Si es la primera vez que haces una receta así puede que te asuste agregar la capa de cacao, te prometo que es muy fácil, pero si da un poco de mieduki, puedes probar simplemente a hacer la parte de los frutos secos, sin la cubierta de chocolate (que esta deliciosa igual) y la siguiente vez ya te animas con el vicio negro.

Si te gusta este tipo de dulces raw sin azúcar échale un ojo a estas barritas en versión bola. Son mi especialidad y se llaman Lilolas, aquí te hablo mejor de ellas y te explico más cosas de los efectos del azúcar.

Energía real sin remordimientos

Para esta receta sólo necesitarás una picadora o procesador de alimentos, un molde rectangular (yo he usado el mismo donde hago los bizcochos) y un congelador. Para la cubierta de chocolate un cazo y un bote de cristal para derretirlo al baño maría.

Ingredientes barritas energéticas de cacahuetes, cacao y limón sin azúcar ni gluten

Ingredientes:

  • 1 Taza de Cacahuetes tostados (+/-130g)
  • 2 Cucharadas de Chía
  • 7 Dátiles Medjoul (+/-160g)
  • 1 limón (zumo y ralladura)
  • Pizca de sal

Para la cobertura de Cacao

  • 1 Tableta de pasta de cacao pura (o chocolate negro más del 80%)
  • 1 Cucharada de Aceite de Coco
  • 1/2 cucharadita de vainilla en polvo
  • Pizca de sal
  • Cúrcuma fresca y ralladura de limón (opcional para decorar)

Procedimiento

Lo primero que haremos será poner a derretir la tableta de cacao al baño maría. Para ello llena un cazo con 3-4 dedos de agua, coloca en el medio un bote de cristal y dentro la tableta de cacao troceada. Pon a calentar a fuego medio-bajo y remueve de vez en cuando para ayudar a que se derrita.

*Ten cuidado de que no caiga agua dentro del bote de cristal

Cuando esté el cacao derretido añade 1 cucharada de aceite de coco, 1/2 cucharadita de vainilla en polvo y un poco de sal y remueve bien. Apaga el fuego y deja que se temple un poquito.

Aunque te parezca amargo e intenso el chocolate al probarlo solo ¡confía en mi! no hace  falta añadirle azúcar ni ningún edulcorante  El contraste de sabor con el dulce de la barrita es alucinante y muy equilibrado.

Mientras mete en la picadora los cacahuetes, la chía, una pizca de sal y la ralladura de 1/2 limón. Procesa hasta que esté todo picado pero que no sea harina. Reserva en un bowl aparte.

barritas de cacahuete y cacao

Deshuesa los dátiles y añádelos a la picadora con el zumo de 1/2 limón, procesa hasta que tengas una pasta densa.

*Si los dátiles estaban muy secos, déjalos en remojo un ratito (al menos 30 min)

En la misma picadora con la pasta de dátiles añade la mezcla seca de cacahuetes picados y mediante pulsos medios-largos haz que se integre todo. Debe quedar una masa densa y compacta

Engrasa el molde que vayas a usar con aceite de coco para que luego te sea fácil sacar la tableta entera. Añade la mezcla de dátiles y cacahuetes y con ayuda de una espátula o cuchara aplana y extiende a lo largo y ancho del molde.

*Si en este punto aún no estuviera el cacao derretido puedes meter el molde en el congelador hasta entonces. Pero este paso no es indispensable

Una vez bien extendido, y con cuidado de no quemarte con el bote de cristal,  añade el cacao derretido por encima. Más o menos la mitad del bote y haz que se extienda moviendo el molde.

*Te va a sobrar cacao. Yo guardo lo sobrante directamente en el bote dentro del frigorífico para usarlo en otras recetas.

Barrita energéticas de cacahuetes cacao sin azúcar

Ralla cúrcuma y limón por encima para decorar y mételo en el congelador al menos 2 horas

Tableta de barritas energéticas de cacahuete y cacao

Desmolda con cuidado y córtalo en trozos cuadrados o rectangulares de al menos 3 dedos de ancho para que no se te rompa la capa de cacao. Consérvalas en el congelador.

Estas barritas están riquísimas bien frías o si los prefieres un poco más blandos espera 5 minutos para hincarle el diente.

Si te encantan tanto como a mi comparte… ¡no dejemos oculto este placer sin remordimientos!

Ñam the World!

 

 

Autor

omentarios

  1. Hola Mei. Muchísimas gracias por todo lo que trasmites y por cómo lo haces. Se siente la dedicación, el cariño y el amor con que presentas, desde una receta, hasta unos consejos sobre ecología. Me encanta leerte. La idea de estas barritas energéticas me ha encantado; yo también he estado buscando algo “sano” y en el mercado es todo un verdadero asco. Esta semana me compro un triturador y empiezo a hacérmelas yo misma. Ya te contaré. Mil gracias.

    • Hola Delia! muchísimas gracias por tus palabras, no sabes lo que me alegra que te sirva lo que comparto. Espero que hagas las barritas porque son súper fáciles y una auténtica locura de sabor. Una vez las pruebes y veas lo buenas que son con tan pocos ingredientes te preguntarás porqué narices no las venderán así… jajaja. Como en casa, nada! Un besote!

¿Quieres comentar algo?

Holi! En La Cierva Verde utilizamos cookies propias y de terceros para la mejora de nuestros servicios. Dale OK si aceptas su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar