Hummus negro… o llamémosle más bien paté o crema de frijoles…  Porque el hummus realmente es la ya conocida crema de garbanzos cocidos con tahini, limón, aceite y especias. Hace ya unos años que se popularizó y es raro quien no lo haya probado y hecho en casa (si no es tu caso… ¡deberías! es facilísimo, saludable y muy versátil).

A raíz de la receta original han ido surgiendo múltiples variantes: hummus rosa de remolacha, verde de guisantes, rojo de pimientos… y hoy se le llama hummus prácticamente a toda crema de legumbres con tahini y “lo que sea”. Sea cual sea su ingrediente principal estos patés son una opción genial para incluirlos en tu Batch Cooking y  tener siempre a mano en la nevera.

Hoy te traigo pues una versión falsa de Hummus Negro total, con tahini negro, sal negra y un toque dulce-fresco de dátiles y menta.

Ingredientes raros que quizás no tengas en casa:

  • Sal negra o Kala Namak: es un sal de origen volcánico que se utiliza sobre todo en la cocina hindú o pakistaní, lo curioso de esta sal es que tiene un sabor ‘sulfuroso’ que nos hace pensar en un huevo frito o cocido al saborearla. Se suele usar en revueltos veganos o tortillas sin huevo para impulsar el sabor y queda realmente bien. La puedes encontrar en tiendas de alimentación ecológica, yo la compro a granel en la cadena de tiendas Granel.
  • Tahini negro: Quizás estés menos familiarizado con él, yo tampoco lo había consumido nunca, pero tenía sésamo negro en casa y me animé a preparar mi propio tahini. Si has preparado alguna vez pasta de frutos secos el procedimiento es exactamente el mismo, con ayuda de una picadora y un poco de paciencia sólo tienes que procesar las semillas hasta que vayan soltando el aceite y te quede una pasta cremosa. Está cargadito de minerales como el hierro, calcio; además de ácidos grasos y proteínas. 
Elaboración de tahini negro
Pasos para hacer tahini casero

(Si no tienes tahini negro, con el normal te va a quedar igualmente rico)

Ingredientes

  • 1 Taza de frijoles negros cocidos
  • 1 Cuchara de tahini negro (o blanco en su defecto)
  • 1 o 2 dátiles
  • Zumo de 1/2 limón
  • Sal Kala Namak
  • Varias hojas de menta
  • Comino molido (opcional)
  • AOVE
  • Agua (si tienes caldo de verduras o el agua de la cocción de los frijoles mucho mejor)

Procedimiento

Añade a una picadora o procesador de alimentos: los frijoles, el tahini, los dátiles (deshuesados y troceados), zumo de limón, menta al gusto, sal Kala Namak, menta y especias, un chorrito de aceite y 1/3 de taza de agua

Procesa hasta conseguir una crema y corrige hasta conseguir una textura cremosa añadiendo más agua si está muy espesa.

Sirve con un chorrito de AOVE y una mezcla de sal y sésamo negro por encima

Queda genial con crudités, pan de pita, en bocadillos, tostadas…

Hummus negro de frijoles, datiles, kala namak y menta

Espero que te guste ¡Si lo pruebas cuéntame que tal la experiencia! 

Autor

¿Quieres comentar algo?

Holi! En La Cierva Verde utilizamos cookies propias y de terceros para la mejora de nuestros servicios. Dale OK si aceptas su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar